Adulación, ten cuidado de tu perfección

Es común encontrarte con personas que te alaben, sin embargo, también es demasiado común que se valen de la alabanza para hacerte sentir importante, para acariciar tu vanidad y después pedirte algo y aprovecharse de tí en alguna forma, la adulación es una de las herramientas mas viejas de las que se ha valido el hombre, y debes de tener mucha cautela y hasta desconfianza de los aduladores.

Por otro lado, tu procura ser siempre sincero y espontáneo en tus alabanzas, has sentir bien a los demás, trata de proyectar simpatía y buena voluntad, el éxito de tus relaciones interpersonales depende de ti, si logras que la gente vea en ti buen humor, bondad, alegría, los demás responderán positivamente a tus opiniones y sugerencias

.

El párroco se estaba retirando después de 25 años a cargo de la parroquia y los feligreses decidieron ofrecer una cena de despedida en su honor.
Se escogió a un destacado político local, miembro de la parroquia, para dar un pequeño discurso durante la cena. Pero se retrasó y el sacerdote decidió entonces decir unas breves palabras mientras esperaban al político.
“Obtuve mi primera impresión sobre esta parroquia en la primera confesión que debí escuchar. Pensé que había sido destinado a un lugar terrible. La primera persona que entró a mi confesionario me dijo que había robado un televisor y que, al ser detenido por la policía, casi había matado al oficial. Había robado dinero a sus padres, sustraído mercancía de su sitio de trabajo, había tenido un romance con la esposa de su jefe y tomaba estupefacientes. Yo estaba anonadado…
Pero a medida que pasaban los días, me di cuenta que la gente de esta parroquia no era nada así y que ciertamente había venido a una comunidad llena de gente buena y amable…”.
Justo cuando el sacerdote terminaba sus palabras, el político entró al salón, disculpándose por la tardanza. Inmediatamente comenzó su presentación y el discurso en honor del párroco saliente.

“Nunca olvidaré el primer día que el Padre llegó a nuestra parroquia”, dijo el político.
“De hecho, tuve el honor de ser el primero en confesarme con él”

Cualquier parecido con algún candidato de cualquier partido es pura coincidencia.

Feliz inicio de semana.

Anuncios

Indiferencia Positiva

Existen dos formas de ser indiferentes, una destructiva que se manifiesta cuando nosotros somos los ignoramos las atenciones de la gente que nos aprecia, y otra constructiva, cuando estamos al pendiente de lo que los demás intentan hacernos a nosotros y no reaccionamos impulsivamente, sino por el contrario actuamos con inteligencia y reflexionando sobre lo que esta pasando.

Por ejemplo, Un compañero en tu trabajo ha inventado el rumor de que tu tienes un romance con una persona porque te vio platicando con ella, ¿Qué debemos hacer? Aprender a no oír y a no ver en ciertas circunstancias, a menos que esto te perjudique tu relación con tu pareja (Si es que la tienes), o tu relación laboral, solo entonces tomarías cartas en el asunto, de una forma discreta e inteligente y aclararías las cosas antes de que se salgan de contexto, por otro lado, no perdamos de vista nuestras metas por supuestas ofensas o antipatías, no permitamos que los demás influyan en nuestra vida a menos que sean personas que tienen un genuino o sincero interés en nuestro desarrollo, bienestar o nuestra felicidad.

Hacer lo que te gusta hacer

En el post anterior te hablaba de deseos y necesidades, bajo este esquema es importante resaltar que al ser humano no le es suficiente satisfacer sus necesidades básicas, por ejemplo, comer lo que tiene a la mano, no, el hombre busca miles de maneras de hacerse su comida, y se convierte en Chef, tampoco le es suficiente abrigarse con un vestido cualquiera, y se convierte en diseñador, las industrias que surgieron para cubrir necesidades como por ejemplo el modelo T de la Ford, se han convertido en industrias que crean para cumplir deseos ilimitados. Ayudados de las nuevas tecnologías que hacen posible una interacción globalizada como la Internet, la televisión, etc. Hoy en día somos bombardeados por un menú mundial de opciones, de los objetos más diversos y que son ofrecidos hasta el rincón más recóndito del planeta.

Es irrefutable que para el hombre de hoy no es suficiente el tener la libertad de poder adquirir lo que se le venga en gana, su naturaleza y capacidad le requiere ser creativo e individual en su propio ser, para ello requiere buscar hacer o trabajar en algo que realmente le resulte agradable, interesante, importante, en algo que le llene y le entusiasme.

Sabemos que hoy en día no es nada fácil, sobre todo cuando una de las principales metas de nuestra sociedad actual es lograr una buena posición económica. Por lo que desvirtuamos nuestro objetivo de trascender en la vida, por el simple hecho de hacer algo que deje dinero, “no me gusta hacer esto, pero gano dinero”, lo que no percibimos de entrada es que además de conseguir dinero, consigues un alma vacía, tristeza, frustración y ese algo que no te llenará la vida aunque tengas muchos millones de dólares.

Unos amigos van caminando por la calle y uno dice:

-Compadre, mire esa belleza de mujer.

¡Y pensar que antes me perseguían!

-¿De verdad? ¿Y ya no?

No.

-¿Por qué?

¡Porque ya no robo carteras!

Creo que son muy pocos los que alcanzan esa plenitud de vivir de lo que les apasiona en la vida, sin embargo, tratar de hacer lo que te gusta hacer, te garantiza una sola cosa, una vida con sentido, plenitud y satisfacción, el resto de lo que necesites para vivir, a lo mejor, se te dará por añadidura.

Mucha Suerte.

Necesidades y Deseos

Existen dos puntos fundamentales que intervienen en nuestro diario vivir y que nos motivan a todos los seres humanos: La Necesidad y el Deseo.

¿Qué son las necesidades? Requerimientos imperiosos que no podemos prescindir de ellos para vivir: alimento, vestido, relaciones humanas, descanso, etc., y sino logramos satisfacerlas sencillamente morimos o nos volvemos locos.

Los deseos, rasgo exclusivo de la humanidad, gracias a la capacidad que tenemos de imaginar, querer y vivir en una constante “pérdida”, se transforma en una necesidad y la satisfacemos a nuestro placer o gusto, si el hombre tiene los recursos para satisfacer sus necesidades primarias, el deseo gobierna sus decisiones.

Para acabarla, tenemos a los medios ideológicos que nos dictan las tendencias que según ellos, todo el mundo debe seguir y desear. Es un hecho que los deseos forzados que nos contaminan la mente, acaban por enfermar la vida íntima de cada persona, pues con este método van modificando la identidad, valores y sentido de la vida personal.

Solo aquel que alcanza a madurar en su individualidad es capaz de conocer y aceptar sus propios deseos, luchar por alcanzarlos y hacerse su propia imagen, es por eso que la sociedad que intenta dictar las necesidades y deseos en función a un sistema, por ejemplo el económico, frustran las ganas y la motivación de la gente pues al querernos parecer, tener o intentar ser como los demás, dejamos de ser individuos.

Un hombre entra al confesionario en una Iglesia:

-Padre, …me quiero confesar!.
-Sí hijo, dime, ¿cuáles son tus pecados?
-¡Padre… he sido infiel a mi esposa. Soy productor de cine y hace unos quince días me acosté con Jennifer López!
-¿Algo más que confesar hijo?
-Sí padre; la semana pasada… fui débil… y… también me acosté con Nicole Kidman y Julia Roberts!!
-Epa !!!… ¿algo más hijo?
-¡Sí padre, esta semana no he podido contenerme, ni resistirlo y participé de una fiesta con Cameron Díaz y Beyonce a la vez, y necesito el perdón de Dios…!
-Lo siento hijo, pero no te puedo absolver…
-¡¿Pero…?!, ¿Por qué no Padre, si la misericordia de Dios es infinita?
-¡¡¡Sí, pero ni Dios te va a creer que estás arrepentido!!!

No pierdas en pro de la moda o las tendencias mercantiles tu propia identidad, ni desees más de lo que necesitas para vivir decorosamente y con dignidad.

Dios te bendiga y te fortalezca en tus decisiones y sobre todo en las tentaciones.

Derechos Humanos ¿En realidad los conocemos y sabemos defenderlos?

Hola estimado lector, hoy te escribo sobre los derechos con los que todos los seres humanos debemos de contar y mas que nada conocer, la ignorancia es una mala consejera que nos puede llevar por senderos muy escabrosos.

El ser humano que no conoce y por ende no sabe defender sus derechos tiene poca libertad, vive incomodo y temeroso, en su hambre de libertad puede tornarse rencoroso y desagradable con los que lo rodean.
Cuanto más defienda una persona sus derechos y actúe de modo que se respete a si mismo, y sea respetado por los demás, será mucho mayor su autovaloración y su autoestima.

Por lo anterior te voy a dejar una pequeña lista para reflexionar sobre las cosas más comunes pero no menos importantes a las que todo ser humano tiene derecho:

-Tienes derecho a defender tus derechos.
-Tienes derecho a mimarte a ti mismo
-Tienes derecho a contestar sinceramente cuando te preguntan si te gusta algo y no es así.
-Tienes derecho a decirle a tu jefe que no quieres trabajar tiempo extra.
-Tienes derecho a decirle a tu esposo (a) que ha subido demasiado de peso y que eso no te gusta.
-Tienes derecho a negarte a atender a un amigo de tu cónyuge, porque te es detestable y antipático.
-Tienes derecho a negarte a comprarle algo a tu hijo, aunque te arme un berrinche.
-Tienes derecho a revisar con calma la cuenta del restaurante y a protestar si se te esta cobrando de más.
-Tienes derecho a equivocarte, y a pedir disculpas sin menospreciarte ni dejarte que te menosprecien por un error.
-Tienes derecho a ser tu propio juez
-Tienes derecho a no dar razones o excusas para justificar tu comportamiento.
-Tienes derecho a definir tu propia responsabilidad en los problemas ajenos
-Tienes derecho a cambiar de parecer.
-Tienes derecho a decir “no lo se”
-Tienes derecho a actuar sin la aprobación de los demás
-Tienes derecho a tomar decisiones ajenas a la lógica
-Tienes derecho a decir “no lo entiendo”
-Tienes derecho a decir “no me importa”, “no me interesa”
-Tienes derecho a rehusarte a peticiones sin sentirte culpable o egoísta.
-Tienes derecho a amar y a sentirte amado.
-Tienes derecho a ser feliz.

Sin embargo, todos los derechos tienen sus limites ya que no podemos pasar por encima de los derechos de los demás, así que, en la defensa de nuestros derechos no cabe la violencia, ni la mala educación, debemos ser respetuosos para que tambien nos respeten a nosotros.

Estaban dos amigos platicando y uno le pregunta al otro:

-Y tu que piensas de los derechos de las mujeres?
y el otro como que se queda pensando y le contesta:
-A mi la verdad las mujeres me gustan por cualquier lado.
A lo que el otro le contesta:
-Ah como serás bruto, eres mas inútil que la primera rebanada del pan Bimbo.

Bueno mas adelante ahondaremos en este tema, por ahora, te deseo mucho éxito y que se cumplan todos tus deseos y planes para esta semana, Dios te bendiga.

El fino arte de la Empatía

Una de las cosas que debería importarnos mucho por aprender y practicar es a hacer empatía con nuestros semejantes, es muy común echarle la culpa al de enfrente cuando tenemos un conflicto con él, cuando en realidad la gente reacciona a lo que proyectamos y viceversa, las relaciones laborales, familiares, amistosas o de negocios, nunca son unilaterales, estamos nosotros y están los demás.

Nosotros reaccionamos (generalmente mal) ante los deseos de los otros cuando no coinciden con los nuestros y al contrario ellos también reaccionan a los nuestros, por lo que se producen fricciones, frustraciones, fastidio y aislamiento.

Siendo honestos, la mayor parte (sino es que siempre) estamos deseando que los demás sean como nosotros queremos que sean.

Es obligación nuestra aceptar que cada quien puede ver las cosas de diferente manera, que para tener una buena relación con los demás, debemos tomar siempre en cuenta las opiniones, necesidades y deseos de los otros. Ese es el arte de la empatía, el saber escuchar, reconocer y aceptar que todos tienen diferente manera de pensar y sentir, que se comportan diferente y que también pueden hacer las cosas diferentes a como las hacemos nosotros.

Es nuestra responsabilidad considerar que la gente cambia de un día para otros, cambian de estado de animo, de humor de acuerdo a su salud, sus emociones, sus impulsos en determinado momento, de punto de vista, y con el tiempo hasta de carácter, pueden reaccionar distinto ante situaciones desagradables o agradables, su actitud ante ciertas circunstancias, o su fuerza de voluntad, etc.

Sin embargo, es muy difícil reconocer que muy a menudo la imagen que tenemos de una persona es estática, inamovible, y no sabemos o no queremos ver que siempre esta en constante cambio.

De acuerdo a esto, es difícil que haya compresión y respeto a los demás, puesto que realmente no vemos o no queremos entender como son realmente, y los demás tampoco nos ven como somos nosotros, y por lo tanto abundan los malos entendidos, los conflictos, los problemas, etc.

Un hombre va en su automóvil a toda velocidad y un policía lo detiene.

Policía: Si adivina 3 adivinanzas le perdono la multa.

Infractor: De acuerdo.

Policía: ¿Qué es una luz en la carretera?

Infractor: Una motocicleta.

Policía: No amigo, debes ser más específico puede ser una Honda, Harley, etc. Otra adivinanza ¿qué son dos luces en la carretera?

Infractor: Un automóvil.

Policía: No, amigo ya te dije que debes ser más específico, puede ser un Mercedes, BMW, VW, etc.

El hombre del automóvil como que se le queda viendo pensando: “Este me esta viendo la cara”

Infractor: Ahora yo le haré una adivinanza ¿qué es una mujer en minifalda, anda de noche y que se acerca a la ventanillas de los automóviles?

Policía: Una prostituta.

Infractor: No amigo debes ser más específico puede ser tu madre, tu hermana, tu vieja, etc.

Obvio que no hubo empatía en este relato, sin embargo, espero haberte sacado una sonrisa, Feliz fin de semana y que Dios te bendiga.